Metamorfosis arquitectónica: nuevos usos culturales para viejos edificios

Se encuentra usted aquí

Krea, Expresión Contemporánea, Vitoria-Gasteiz

 

 

Uso original: Convento de Betoño
Fecha construcción: fines S. XIX (se inicia el 11 septiembre 1904)
Arquitectos: diseño a cargo de Marcial Dagorette, arquitecto Javier de Aguirre
Fotografía: Enrique Guinea

 

      

 

                                                        

 

 

Uso actual:
Fecha rehabilitación:
2008
Arquitectos: Roberto Ercilla, Miguel Ángel Campo
Dirección: C/ Portal de Betoño, 23, Vitoria-Gasteiz

 

 

 

 

 

Historia del edificio:

En 1904 se coloca la primera piedra del monasterio. Es costeado por Lorenzo Rolland y Paret, vecino de Madrid y cónsul en Toulouse, quien compra una amplia parcela de 16.000 metros cuadrados en el paraje conocido como “La Perla”. Además, manda construir en las cercanías “Villa Melania”, un lugar para sus vacaciones estivales. El diseño se debe a Marcial Dagorette y es llevado a cabo por Javier de Aguirre, arquitecto municipal de Vitoria. En 1905 las Madres Carmelitas se trasladan al convento procedentes de un convento de Toulouse. Se inaugura la iglesia, lo último que se construye en el convento por falta de fondos. De diseño neogótico, es lo más destacado de todo el conjunto y combina con acierto unas agradables proporciones con una línea de construcción elegante. La fachada se remata con un piñón triangular con óculo. Lorenzo Rolland y Paret muere en “Villa Melania”. Es embalsamado y enterrado en el monasterio.

El convento se cierra y se desacraliza la iglesia. Se levantan los restos del cementerio para trasladarlos al convento Carmelita de Vitoria-Gasteiz, situado en El Camino de Santa Teresa detrás del Seminario Diocesano. Siguiendo el consejo del Vicario de la Diócesis, también se levantan los restos del fundador, que se encontraban en una cripta. Las monjas que residían en el convento son trasladadas a otros lugares. Así, cinco son destinadas a Calahorra, otra a Alba de Tormes (lugar de nacimiento de Santa Teresa) y las tres restantes pasan al convento del Carmelo de Vitoria en el Camino de Santa Teresa. En el año 2007 la Caja Vital Kutxa comienza las obras para remodelar el edificio y convertirlo en un vanguardista centro de creación de cultura contemporánea. El proyecto no llegó a materializarse.